Autor:

Capellán Servicio Religioso del Hospital Nuestra Señora del Prado, de Talavera.