La Asamblea Mundial de la Salud adopta estrategias sobre salud reproductiva, régimen alimentario, VIH y seguridad vial

940
VIEWS

E.P.- La Asamblea Mundial de la Salud, órgano decisorio supremo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha adoptado diversas estrategias para mejorar la salud pública mundial centrándose en aspectos como el régimen alimentario y actividad fí­sica, salud reproductiva, seguridad vial y sida. Este organismo, reunió a más de …

E.P.- La Asamblea Mundial de la Salud, órgano decisorio supremo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha adoptado diversas estrategias para mejorar la salud pública mundial centrándose en aspectos como el régimen alimentario y actividad fí­sica, salud reproductiva, seguridad vial y sida. Este organismo, reunió a más de 2.000 delegados de los 192 Estados Miembros de la OMS, durante la LVII reunión, celebrada del 17 al 22 en Ginebra (Suiza).

El órgano adoptó la primera estrategia de la OMS sobre salud reproductiva, con el objetivo de ayudar a los paí­ses a reducir las graves repercusiones de la mala salud reproductiva y sexual, que representa un 20 por ciento de la carga mundial de mala salud entre las mujeres y un 14 por ciento entre los hombres.

Esta iniciativa aborda aspectos como la mejora de la atención durante el periodo prenatal, el parto y el puerperio, así­ como de la atención al recién nacido; la prestación de servicios de planificación familiar de alta calidad (incluidos servicios sobre infertilidad); la eliminación de los abortos peligrosos; la lucha contra las infecciones de transmisión sexual y el VIH, las infecciones genitales, el cáncer cervicouterino y otras enfermedades y afecciones ginecológicas; y la promoción de la salud sexual.

En cuanto a la estrategia mundial sobre régimen alimentario, actividad fí­sica y salud, aprobada por unanimidad, pone de relieve la necesidad de limitar el consumo de grasas saturadas y de mantener un alimentación equilibrada, así­ como de aumentar la promoción de ejercicio fí­sico. Esta resolución exige un “alta prioridad” a la promoción de modos de vida sanos entre los niños y jóvenes, según la OMS.

También aborda la función que deben desempeñar los servicios de salud en materia de prevención; la educación de los consumidores y las polí­ticas sobre alimentos y agricultura, entre otras para evitar la creciente carga de morbilidad por enfermedades no transmisibles, que causa un 60 por ciento de las defunciones mundiales.

Asimismo, la Asamblea acogió con agrado la estrategia ‘Tres millones para 2005’ para apoyar a los paí­ses pobres frente al sida aumentando el acceso a la prevención, atención y tratamiento y asegurando para fines de 2005 el acceso al tratamiento antirretroviral a tres millones de personas afectadas por esta enfermedad.

Los Estados miembro también certificaron por unanimidad una resolución sobre la seguridad vial y la salud para abordar el problema de los accidentes de tráfico, que causan 1,2 millones de muertes y hasta 50 millones de heridos anualmente. La OMS acepta actuar como coordinadora en las cuestiones relativas a este ámbito dentro del sistema de las Naciones Unidas.

Los delegados apostaron por establecer estrategias sobre los trasplantes de órganos y tejidos humanos para armonizar las experiencias mundiales, y asegurar unas prácticas éticas, frente al “turismo de trasplantes”. Además, se adoptó una resolución para abordar los motivos de preocupación surgidos en torno a la seguridad y las implicaciones éticas, jurí­dicas, y económicas de la Genómica.

Por otra parte, la Asamblea también recibió y debatió informes de la OMS sobre los progresos realizados en otros asuntos sanitarios, como la investigación del virus variólico; la reciente creación de la Comisión de Propiedad Intelectual, Innovación y Salud Pública; la calidad y seguridad de los medicamentos y los productos sanguí­neos; el seguimiento de los brotes de Sí­ndrome Respiratorio Agudo Severo (SRAS) y la salud mental.

Asimismo, durante la reunión se informó sobre la iniciativa mundial para erradicar la poliomielitis, la dracunculosis o “enfermedad del gusano de Guinea”, el control de la úlcera de Buruli, la tripanosomiasis africana humana, también conocida como “enfermedad del sueño”, y las medidas que se están llevando a cabo contra el sarampión.

Además, los asistentes debatieron la situación sanitaria de la población en los territorios árabes ocupados, y la asistencia prestada. La resolución adquirida exhorta a Israel a “que ponga fin a las actividades que afectan a las condiciones sanitarias de los civiles sometidos al régimen de ocupación, e insta al director general de la OMS, Lee Jong-Wook, a que enví­e a un equipo de investigación y a que siga proporcionando la asistencia técnica necesaria para mejorar la situación sanitaria”.

Publicado en El Médico Interactivo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Mi Manual de Bioética

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies