Los raelianos evitan realizar las pruebas cientí­ficas para demostrar que clonaron a una niña

  Los raelianos evitan realizar las pruebas cientí­ficas para demostrar que clonaron a una niña   Clonaid anuncia que esta semana vendrá al mundo otro supuesto bebé clonado en un paí­s europeo.Los padres de Eva y Rael comparecerán ante la Justicia estadounidense Anunciar el nacimiento del primer ser humano clonado fue sencillo, bastó con …

 

Los raelianos evitan realizar las pruebas cientí­ficas para demostrar que clonaron a una niña  

Clonaid anuncia que esta semana vendrá al mundo otro supuesto bebé clonado en un paí­s europeo.
Los padres de Eva y Rael comparecerán ante la Justicia estadounidense

Anunciar el nacimiento del primer ser humano clonado fue sencillo, bastó con dar una rueda de prensa, ante el escepticismo de los cientí­ficos y la indignación de gobernantes de todo el mundo. Pero probar ahora que lo dicho es cierto es más complicado. La directora de la compañí­a Clonaid y obispa de la secta de los raelianos, Brigitte Boisselier, ya ha dejado caer que el análisis del código genético de la madre y la niña, imprescindible para probar la veracidad del experimiento, tendrá que esperar para no causar daño a la familia. Eso sí­, la mejor defensa sigue siendo un buen ataque, así­ que Boisseilier ha anunciado que el segundo niño clonado viene en camino y que nacerá en un paí­s europeo.

La directora de Clonaid no ha especificado en cuál, probablemente para evitar problemas legales. Ha sido precisamente este motivo uno de los esgrimidos por Boisseilier para justificar el retraso indefinido de la toma de muestras del código genético de la madre y la niña (bautizada con un nombre cargado de simbolismo: Eva).

“Empieza a ser mucho para los padres, que han vuelto a casa y sólo quieren vivir en paz”, ha explicado Boisselier, en referencia a la presión de los medios y a los registros policiales y administrativos de las sedes de Clonaid en varios paí­ses (incluido Estados Unidos, donde tiene su cuartel general) que han seguido al anuncio de la supuesta clonación, el pasado 27 de diciembre.

Hoy mismo, un tribunal de Florida ha citado en audiencia preliminar para el 22 de enero a Boisselier, a los supuestos padres del bebe clonado y al fundador de la secta, Rael, para estudiar si se retira la tutela de la niña. El abogado Bernard Siegel de Miami reclamó esta medida a la Justicia del Estado de Florida porque, en su opinión, la niña está siendo explotada mediática y comercialmente y que podrí­a sufrir graves problemas de salud. Siegel reclama que la Justicia ordene un exámen médico a la niña y que sea puesta bajo tutela judicial, según el texto de la demanda.

Las pruebas, “aplazadas de momento”

Así­ pues, la recogida de muestras (que deben ser analizadas para comprobar que el código genético de la madre y la niña son idénticos) ha quedado “aplazada, de momento” y “todaví­a no es seguro que vaya a tener lugar”, según ha anunciado Boisseilier a la cadena de televisión France 2.

Boisseilier teme además que se retire la custodia del bebé a los padres, y que el experto encargado de tomar las muestras, un cientí­fico que ha defendido en muchas ocasiones la astrologí­a y el ocultismo, “sea obligado” a suministrar la información a la que tenga acceso a otras personas. Esto último puede ser interpretado como temor a que el experto haga públicas los medios cientí­ficos con los que se ha logrado clonar a un ser humano, o quizá a que tenga que declarar bajo juramento ante un juez o una comisión parlamentaria sobre la veracidad del experimento.

Publicado en El Paí­s, 03-01-3

 

Los raelianos evitan realizar las pruebas cientí­ficas para demostrar que clonaron a una niña
Vota esta noticia

Acerca de Bioeticaweb

administrador Ver todas las publicaciones de Bioeticaweb

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *